incendioforestal

Publicado el , por Vitalis en la categoría
2003-2004.

La Organización No Gubernamental venezolana VITALIS alertó sobre las consecuencias de los incendios forestales, al tiempo que hizo un llamado a las autoridades para que ejerzan todo el peso de la Ley ante los responsables de los incendios forestales, si los hubiere.

En opinión del Biólogo Diego Díaz Martín, Presidente de VITALIS y Jede del Departamento de Estudios Ambientales de la Universidad Metropolitana , “la recuperación de un bosque silvestre puede tardar entre 10 y 70 años, dependiendo de su conformación físico-natural”, pues los incendios forestales arrastran consigo innumerables consecuencias como “la destrucción de la fauna y la flora y su hábitat natural, empobrecimiento y erosión de los suelos, interrupción de los ciclos del agua y del oxígeno, con la correspondiente pérdida de agua para el consumo humano, contaminación atmosférica producto de las fuertes emanaciones, destrucción de la belleza del paisaje y hasta el recalentamiento de la atmósfera por su contribución al efecto invernadero”.

Díaz Martín también alerta sobre las consecuencias económicas y sociales de los incendios forestales, entre las que destacan “la destrucción de cultivos agrícolas, viviendas, maquinarias, materia prima para la producción infraestructura y equipos, incluyendo el riesgo de muerte de los seres humanos”.

En cuanto al origen de los incendios, VITALIS señala que es muy difícil, por no decir imposible, que los mismos se puedan producir espontáneamente. Por esta razón alertó a las autoridades a permanecer atentas sobre las causas que determinan su ocurrencia en Venezuela, recordando que la “Ley Penal del Ambiente en su artículo 50, establece prisión de uno a seis años y multa de mil a seis mil días de salario mínimo para aquellos particulares o personas jurídicas que provoquen un incendio en selvas, bosques o cualquier área cubierta de vegetación natural”. Asimismo resaltó que “si a esto le sumamos que tales delitos se cometen dentro de Áreas Protegidas como el Parque Nacional El Avila o la Sierra de Perijá, la pena será aumentada hasta la mitad y de acuerdo a la gravedad del daño, se podrá incrementar la sanción hasta las dos terceras partes”. Dicho en otras palabras, un particular pudiera recibir una multa de hasta 50 millones de bolívares, o ser privado de su libertad hasta por 10 años.

VITALIS también resaltó la efectiva coordinación de los esfuerzos a nivel de la región capital entre las diversas autoridades competentes y los grupos de voluntarios, pese a los limitados recursos. “INPARQUES merece nuestro reconocimiento por todo el trabajo desplegado junto a las brigadas de rescate, bomberos metropolitanos, Guardia Nacional y Protección Civil”.

Asimismo manifestó su preocupación por las acciones que deberán ser emprendidas a posteriori de los incendios, pues las autoridades deben estar mejor equipadas, al tiempo que se debe incrementar el número y capacidad de los brigadistas, intensificar los esfuerzos educativos de prevención, mejorar los sistemas de detección y control de incendios y sobre todo, disponer de los recursos necesarios para planificar y ejecutar la recuperación de las zonas afectadas dentro de los Parques Nacionales.

RECOMENDACIONES PARA EVITAR INCENDIOS FORESTALES

La Universidad Metropolitana y la organización no gubernamental VITALIS formulan una serie de recomendaciones para prevenir los incendios forestales que han destruido decenas de hectáreas de vegetación en diversos Parques Nacionales .

Estas acciones se generan en el marco del Proyecto Ávila, iniciativa que busca contribuir a la conservación de la gran montaña de Caracas y que comprende la rehabilitación y mantenimiento del cortafuego adyacente a la UNIMET, la puesta en marcha de un vivero con fines de repoblación forestal y la sensibilización ambiental del personal administrativo, académico y los estudiantes de esta importante casa de estudios. El Proyecto Ávila cuenta con la asistencia técnica de VITALIS y el valioso apoyo financiero de ExxonMobil de Venezuela, la Embajada de Finlandia y Movistar .

1. Si necesita encender una fogata, hágalo sólo en los sitios permitidos, lejos de la vegetación.

2. No lance colillas de cigarrillos a la vegetación. Sin saberlo, podría estar ocasionando un fuego de grandes magnitudes.

3. Notifique inmediatamente al guardaparques cualquier situación irregular que pueda ocasionar un incendio.

4. Nunca queme su basura. Tráigala siempre de vuelta a su lugar de origen.

5. Evite abandonar cualquier desperdicio o basura, pues además de estar contaminando la zona, algunos de estos residuos podrían actuar como desencadenantes del fuego.

6. No se arriesgue a combatir un incendio si no es especialista.

7. Reporte un incendio en forma responsable. Antes de llamar, asegúrese de tener a mano la locación exacta, con referencia de poblados cercanos, y un número de teléfono donde las autoridades puedan ubicarle, en caso de necesitar más información.

La UNIMET y VITALIS también resaltan la efectiva coordinación de los esfuerzos a nivel de la región capital entre las diversas autoridades competentes y los grupos de voluntarios, pese a los limitados recursos. Asimismo, destaca la acción de sus brigadistas, agrupados en RESCATE UNIMET, quienes con una elevada mística atiendes los requerimientos de INPARQUES en la extinción de los incendios forestales, para lo cual también ha prestado sus instalaciones para el combate del fuego.

Los comentarios están deshabilitados.